martes, 19 de agosto de 2014

¿Marina Silva? ¿Por qué los medios se fascinan con estrellas fugaces?

Podemos pensar que uno de los grandes problemas cuando se analizan las campañas políticas hoy en día, es a) la ausencia de predicciones que valgan la pena, por eso- “las novedades políticas sorprenden progresivamente”- esto se puede analizar en Podemos (España), Movimiento 5 Estrellas (Italia)- UNEN en Argentina, tal vez lo fue Capriles en Venezuela, y podemos analizar que tiene una gran diferencia con otros postulantes en la política local y a partir de estas visiones se extrapolan a la realidad de Brasil. Podemos considerar que esto forma parte de una teoría dependiente del procedimentalismo para pensar la política, como si fuera verdad que sólo son las elecciones las que antes o después determinar el sentido último de la política. Podría ser más bien al revés es el “elegido” el que termina por ser una síntesis no siempre coherente de lo que viene ocurriendo en esa sociedad. Descartemos entonces planteos del estilo de: ¿La democracia funciona para todo? ¿Es un drama que se pueda perder en democracia? ¿El Estado es una herramienta tan dócil que una simple elección genera un cambio brutal sólo el día posterior a esa votación?, comparemos crudamente a Lula da Silva y a Marina Silva y veremos que la cuestión es harto diferente: A) El PT es un partido que tuvo una base sindical y que resistió el fin de la dictadura más larga e importante de Brasil que configuró tal vez más Brasil que lo configuraron sus posteriores años de democracia. A1) Marina Silva es una eterna renegada de partidos políticos sin base social pero con éxito electoral por lo que el tiempo es el mayor enemigo de una candidata que no maneja nada, el PSB incluso parece una cosa débil frente al PSDB y el PT tengan los resultados que tengan estos partidos. B) La política de Lula fue en parte una continuación de la política de Cardoso y con eso se demostró que el establishment en Brasil, actúa responsablemente de acuerdo a sus intereses, Brasil es distinto en su bloque dominante a Argentina y Venezuela justamente por eso, el precio de llegar a comandar el país desde Brasilia es dejar gran parte de la novedad afuera. B2) Marina Silva es una candidata “bendecida por la fortuna en sentido maquiavélico” pero bastante carente de la virtud. Su papel como figura “carismática” pero popular en sentido negativo, el barniz progresista, no sería otra cosa más que ser segundona de Campos. La muerte de este la ha puesto en el poder de “pretender ser la sorpresa” como en el 18 de Brumario de Marx, Marina es una aventurera y sus promesas tienen que ser irreales. El clásico PT y PSDB, con su progresivo desencanto y la maduración de Brasil como mercado regional son respuesta clara. Brasil está profundamente marcado por los límites del sistema político donde Marina Silva sólo se suma y no cuestiona.

            ¿Acaso no es indulgente el brasileños que protestase con el Mundial, y las tarifas, combinado con el problema ambiental y se conformara sólo con votar a Marina Silva? A diferencia del Movimiento sin Tierra del citado país, una amenaza real, Marina Silva es la promesa de la amenaza al agro-negocio amenaza que no sería peor que la del PT que podría ser peor si tomará una actitud a la Argentina pero no es el caso. No se puede pretender ser tan poco dóciles, podríamos decir que la ausencia de una crisis social profunda en los sectores más altos ha hecho de Marina Silva y Lula da Silva dos esperanzas blancas, podemos decir que sí, Oscar Niemeyer alguna vez así pensó de las clases dominantes del gigante sudamericano que mezclaban, dependencia, amor al imperio, y creencia “insospechada en su excepcionalidad” sin saber porque, mientras que los que ascienden socialmente serían figuras como estas, los censores en Brasil, Venezuela y Argentina en nombre de la ética y la moral son lo mismos. ¿Demasiado bueno para ser cierto? Claro que lo es, en las mejores formas de progresismo de cuello blanco. Marina Silva hoy se muestra como la “resistencia” a las empresas estatales chinas, ¿acaso esta no es la nostalgia que Milciades Peña alguna vez adjudicó a Perón sobre el capital inglés versus el norteamericano? La respuesta metafórica es que sí, evidentemente se trata de eso. ¿Qué haría de la potencia oriental algo más inhumano que sus pares? ¿Acaso la mala fe, el pesimismo, “auto boicot”? Lula intenta una suerte de gran “paternalismo” y así como Cronos o Saturno al devorar a Campos y a Marina Silva preservando a Dilma la cual, la cual los que la odian la entienden como la eterna sombra del expresidentes. Es justo entonces apostar que el apoyo a Marina Silva como el apoyo a Podemos son muestras de un sistema cansado y corroído por sus base que un avance, y en este sentido la “nueva clase media” sería aun fiel al PT, lo cual sería el más grande horror. Ante esto queda pensar, si los que son enemigos del PT son suficientemente torpes, o si Brasil tiene que sufrir una especie de lección.

            - La última herramienta de los partidos del poder y del orden, incluso del combinado que es el PSB ex PT medio socios del PSDB- en este sentido, un resumen de la antinomia en forma del esperpento. La clase, disuelta, el PT hecho Estado, Marina Silva hecha por medio de la Opinión Pública y del gusto de las élites, sería la hija de Brasil descafeinada. Como alguna vez Cardoso giro brutalmente sobre sus pasos, Marina Silva sería una telenovela bien rosa, su esperanza a los indecisos sin ruptura del sistema, sería una mera forma pantanosa. ¿De qué esta cansada la sociedad brasileña? Si el PT triunfa cómodamente, seguiremos esperando pacientemente que la construcción lenta y progresiva, que el peso de las estructuras y que los grupos de interés han persistido en forma formidable en Latinoamérica y que la experiencia originaria del PT donde Lula es sólo uno de sus tantos productos fue más contundente que la “efímera fragancia de Marina”. Si en todo caso tuviera éxito le quedan tres caminos: ser como Collor, una eminente neoliberal sin éxito y convertida en caricatura y olvido, ser como Allende, lo cual se duda, y tener una coalición que intente un programa que sea tan insoportable para las clases dominantes que lo tiren, ser una neoliberal a lo Cardoso, donde el mercado se establezca más y donde si el capital tiene éxito es decir la burguesía brasileña, como lo es hoy en China se termine de erguir como superpotencia pero claro, lejos de igualdad y democracia, es decir, la vía autoritaria y excluyente del “milagro brasileño”   

            Entendamos bien una cuestión parece que pasa como válido el hecho de que carreras políticas que priman la imagen, es decir nuevamente “outsider” (Berlusconi fue uno- Vattimo otro-el formato es casi infinito) o que se venden como tales, pese a haber sido funcionarios de gobierno del PT,  ¿Acaso el punto fuerte de Marina Silva fue su papel en el PT? La respuesta es no, en este sentido, la pésima estrategia de campaña del opositor de PSDB, no pudo tener una posición coherente y por eso mismo da espacio para que el PSB tenga posibilidades. Derivamos la respuesta no a una crisis de representación, porque no se trata de una pérdida sustancial de la relación de fuerzas, no vemos un movimiento contestatario sea parte de una prolongación de un planteo político. ¿Por qué entonces se quiere vender que la realidad de los partidos, y la lenta construcción de alianzas partidarias se vería opacada por la novedad de Silva? La respuesta se sencilla, a) los medios de comunicación, b) las encuestas que se basan antes que nada en el conocimiento del candidato antes que políticas públicas dan la impresión de que ciertos candidatos tienen una mayor proyección que la que puede ser su resultante final. En este sentido cabe pensar, si en realidad Brasil se va a potenciar el voto de protesta, el cual sería el que favorecería a Marina Silva, en este sentido es crucial el papel de los medios de comunicación. ¿Será el momento en que estos se jueguen esta carta? Podemos pensar que esto llevaría una gran tensión entre medios de comunicación entre el PT y estos en el segundo gobierno de Dilma.

            La pregunta es también es si el PSDB ya es una herramienta obsoleta para la burguesía brasileña, si lo es, ¿Por qué lo es? ¿Debilidad de candidatos? ¿Transformación del PSB mucho más profunda de lo que se podría creer? ¿El PMDB parece ser la llave del poder en Brasil? La respuesta es una serie de grises, parece que el PSDB debería luchar por mantenerse como segunda fuerza ¿Criticar a Dilma o salir a disputar el sentido con Marina Silva sobre cómo oponerse al PT? Dejar el espacio vacío a Marina Silva como la crítica moral y sentimental por la muerte de Campos de la crítica social, sensible y convencida. Podemos pensar que sí, ante esto nos queda preguntarnos qué se vota en Brasil y cuánto pesan problemas como la corrupción y la ecología como parte de una relación versus la recesión, y ciertas pretensiones sobre el Banco Central de Brasil. En este sentido vemos un lobby claro, si Aecio no tiene la altura para llevar adelante la campaña, puede que esto nos muestre un papel contradictorio, ¿estamos de nuevo ante un Collor de Mello? Si esto fuera así podemos ver que su fracaso tiene una lógica bastante nefasta por lo débil de su poder para gobernar. Podemos pensar que como Lula da Silva fue rechazado varias veces antes de poder acceder al poder al ajustar su discurso a ciertas capas dominantes del país, y de un justo balance del humor social, ¿será esto ya lo que se da en el caso de Marina Silva? ¿Puede una persona que no tenía un partido siquiera para poder competir gobernar un país? Esta pregunta parece tonta pero no es tanto cuando se considera que se trata de un país donde el gobierno del PT no es una amenaza tan grande como muchos quisieran pensar, ¿no será un enorme esfuerzo por considerar el gobierno de Dilma? Esta pregunta parece ser la más importante, el desgaste sobre el PT puede ser importante, mientras que  Lula es uno de los políticos que más importancia tiene por ser el hombre de la década y que fue amado y odiado en formas que Brasil conocía pero superado Cardoso cree que no puede encontrar en otra figura. La división PT-no PT es la que hoy juega en la política brasileña, hasta ahora, el PT como su proyecto de Estado y de poder, y hasta podrían decir sus enemigo de vocación de partido predominante tiene lógica, tiene una base, un plan, y un programa, ambiguo, amplio y pragmático pero que pasa por momentos difíciles y claves mientras que el PSDB y el PSB, están en su contra pero sin coherencia y dependiendo del marketing político, la suerte y los grupos de interés, así se juega el gobierno y oposición en las democracias occidentales, ¿Acaso no es el miedo de Obama, Clinton, Rajoy, e incluso Merkel? Partidos como el UKIP, y otros, todos formando parte de una oferta que permite a los electores tomarse un descanso del problema de la administración del Estado sin brillo metida a la fuerza en base a publicidad.

            La victoria de Marina Silva y que el PSDB ceda ese espacio, y el PT no pueda impedirlo, auguraría una cuestión profunda en América Latina la video política fácilmente se devoraría al populismo luego de la crisis internacional de 2008-2009 y toda Latinoamérica debería estar alerta.

Fuentes:




Aposta do mercado en alta do dólar dá lucro de R$ 20,1 bilhoes ao BC- Economía- Estadao-   http://economia.estadao.com.br/noticias/geral,aposta-do-mercado-em-alta-do-dolar-da-lucro-de-r-20-1-bilhoes-ao-bc,1545890










No hay comentarios:

Publicar un comentario

Observatorio sobre Política Latinoamericana

Últimas Entradas

Portal del Sur - Agencia Latinoamericana de Noticias

Portal del Sur - Agencia Latinoamericana de Noticias
www.portaldelsur.info

"América Latina": Google Noticias

Más vistas

Observatorio Política Brasileña

Observatorio Política Brasileña
www.politicabrasil.com.ar

XVI JORNADAS NACIONALES DE FILOSOFÍA Y CIENCIA POLÍTICA

XVI JORNADAS NACIONALES DE FILOSOFÍA Y CIENCIA POLÍTICA
Programa de las Jornadas